El día a día con el internet de las cosas

Movistar | 15 de julio, 2020

El día a día con el internet de las cosas

Comparte

Aunque la frase «Internet de las cosas» (IoT por sus siglas en inglés) suena futurista, es una realidad actual. A grandes rasgos se trata de la interconexión digital de objetos a internet. En otras palabras, conectar una «cosa» a internet. Donde estas «cosas» son sensores o artículos de uso diario que no son computadoras, tabletas o smartphones. Por ejemplo, un refrigerador, un reloj, un semáforo, etc.

Estas conexiones permiten procesar información del mundo físico y virtual, brindando autonomía a los objetos para resolver problemas. Por ejemplo, una aspiradora inteligente; la cual además de limpiar, puede analizar qué zonas del hogar son propensas a acumular polvo e intensificar la limpieza en dicha área; o también relojes inteligentes que dan la frecuencia cardiaca, o si los pasos que se han dado son suficientes.

Ventajas del IoT

“Las ventajas es que bien utilizado puede ayudar a mejorar nuestra calidad de vida. Además, de que toda la información que pueda ser recolectada por estos sensores (o cosas) nos puede ayudar en la toma de decisiones: a mejorar rendimiento, optimizar parámetros, entre otros”; comenta Héctor Poveda, profesor de la Universidad Tecnológica de Panamá y presidente de la Sociedad de Comunicaciones de la IEEE Panamá.

Poveda explica que se puede aplicar en muchas áreas, “a nivel doméstico, nos podría ayudar a hacer un mejor consumo de electricidad o del agua por ejemplo. A nivel personal/social, nos puede ayudar a mejorar nuestra calidad de vida; por ejemplo la implementación de vehículos autónomos, o red de sensores de calidad de aire. A nivel empresarial, campos como la logística y la agricultura se perfilan como áreas donde IoT tendrá mucho impacto”.

En el caso del uso del IoT a través de un smartphone los requerimientos del teléfono dependen de la cantidad de cosas conectadas, con necesidades básicas como bluetooth o wifi. “Cuando queremos controlar cosas que están cerca de nosotros el bluetooth funciona muy bien, pero todo cambia cuando quieres controlar algo a la distancia, entonces necesitarías de una red wifi”, comenta Poveda, agregando que para que la calidad de servicio sea de manera agradable, si se necesitará de mejores equipos. 

En cuanto a las aplicaciones, actualmente cada cosa tiene su propia aplicación para smartphone, aunque no se descarta que a futuro se utilice una sola aplicación capaz de abarcar muchas de estas cosas conectadas.

Algunos casos de uso de IoT a través de smartphones

  • Wearables: Son dispositivos electrónicos inteligentes incorporados a la vestimenta, o usados corporalmente. Con ellos se puede tener información sobre el ritmo cardiaco, presión arterial, pasos dados, etc.
  • Domótica: Son los sistemas capaces de automatizar una vivienda. Puede controlar desde luces, cerraduras, hasta la funcionalidad de equipos electrónicos como refrigeradores.
  • Transporte: Se relaciona a los sistemas de transporte. Desde su teléfono puede darle seguimiento a la ruta de un transporte colectivo, el estado de su transporte privado, obtener asistencia o cobro peajes.

El objetivo del IoT es ofrecerle comodidad y mejorar su calidad de vida. Aunque actualmente ya puede disfrutar de muchas de estas ventajas, el verdadero impacto llegará a medida que más cosas en su entorno pueden ser conectadas; algo que se dará paulatinamente. 

Comparte

Comentarios